El verdadero erotismo no conoce de límites

Hay que rendirse ante el flujo primordial de la naturaleza para liberar al erotismo de la lógica del mercado y de los esterilizantes de la razón.

El objetico principal del amor es la ingestión de la Galaxia. Una conspiración para la transmutación. El mismo implica una sexualidad no ordinaria. El mundo anglosajón post-Protestante canaliza toda su sensualidad reprimida hacia la publicidad, dando vida a mojigatos histéricos o clones promiscuos.

db51e0e13f3fc61bf1a184d80af67eca_L

Hay que quitarle al erotismo los engranajes del capitalismo y tener relaciones eróticas no sólo entre hombres y mujeres (y hombres y hombres y mujeres y mujeres y todas las variaciones), sino también con árboles, flores, animales, montañas, estrellas y galaxias. El amor, si es, está en todas partes.

Si queremos experimentar la infinita energía del amor sexual, la divinidad salvaje de nuestros cuerpos en éxtasis, debemos liberarnos de la economía del amor. Para ello, el amor no debe ser escaso. Mientras que en el cosmos salvaje abundan los amantes, la cultura de la comodidad nos ha robado esto. Por lo que nos queda aprender a amarnos, descubrirnos a nosotros mismos como una fuente de placer tal que nos enamoremos de nosotros mismos.

Sigue leyendo

Anuncios

La belleza, la sensualidad y lo estético son el motor de mi vida

El martes empecé a bailar Funky. Y creo que di en el clavo con la disciplina.
Eso de sacar el culo, mover las caderas y los hombros es lo mío. Para mí la sensualidad es todo.

Al principio iba medio tímida, pero ya desde el inicio clavé mis media puntas, mis hombros se movieron sexys, y al final de la clase ya mi cuerpo iba solo. Mis caderas iban y venían (aunque siempre dije que tienen vida propia) y todo lo que era poner el culo en pompa me salía como si lo hiciera todos los días.

Para que algo sea sensual, tiene que tener una gracia natural, cierta belleza. Soy una amante de la belleza y de lo estético.

1016060_542307999164304_1894212189_n

Desde la forma de agarrar algo, el mover la boca y las manos para hablar, las miradas que mezclan picardía con inocencia, todo esto puede resultar terriblemente sensual y estético.

Siempre pensé en lo siguiente: Todos somos seres sexuales, pero pocos seres son sensuales. La sensualidad pasa por otro lado.

Sigue leyendo

Espasmos simultáneos

Imagen

Acababan de conocerse. Ella estaba tendida en la cama mirando una película de domingo por la tarde, su aspecto delataba reminiscencias de la noche anterior, solo la cubría una camiseta y las bragas, cuando él se sentó frente a ella, sigiloso, a contemplarla. Ella le dirigió una fugaz mirada sugerente, volviendo a posar sus ojos en el televisor.

Sigue leyendo

Más allá del deseo

El amor no es una cosa de la mente, ¿verdad? No es tan sólo el acto sexual. El amor es algo que la mente no puede concebir; es algo que no puede ser formulado. Y ustedes se relacionan sin amor, se casan sin amor. Por consiguiente, en ese matrimonio, se “amoldan” el uno al otro. ¡Linda expresión! Se amoldan el uno al otro, lo cual es, obviamente, un mero proceso mental, intelectual, ¿no es así? Todo amoldamiento lo es.

389242_467723253315184_1868314623_n

Pero el amor es, por cierto, incapaz de amoldarse. Ustedes saben señores, que si aman a alguien no hay “amoldamiento”, ¿verdad? Sólo hay comunión completa. Únicamente cuando no hay amor comenzamos a amoldarnos. Y a este amoldamiento, lo llamamos matrimonio. De aquí que el matrimonio fracase, porque es la fuente misma del conflicto, una batalla entre dos personas. Es un problema extraordinariamente complejo, como todos los problemas, pero más aún a causa de la fuerza que tienen los apetitos, los instintos.

Sigue leyendo